www.arielbuttini.com.ar

lunes, 5 de septiembre de 2011

Las razones de los shows de Rock en Buenos Aires

El show de Roger Waters, el hombre récord, en Argentina para el 2012
En los próximos tres meses vendrán al país 40 artistas internacionales.
Las razones económicas de un fenómeno que crece.
Las entradas, de 160 a 2.100 pesos, se agotan rápidamente.
Las razones de por qué los artistas vienen a hacerse la América

En los próximos tres meses –más unos increíbles ocho días de marzo– vendrán al país cuarenta artistas internacionales que darán más de cincuenta shows. Es todo un récord, se lo mire desde dónde se lo mire.
A saber: hace una década que la Argentina no vive un semestre de recitales como el que nos espera. Y es un récord incluso para los artistas: en ningún otro lugar del mundo Roger Waters tocó en un estadio de las dimensiones de River ocho noches prácticamente consecutivas. Los números mandan: al bajista de Pink Floyd lo verán 400.000 personas que habrán pagado, todas juntas y en promedio, alrededor de 120 millones de pesos (las entradas más baratas cuestan 180 pesos y las más caras 2400). A él, según algunas publicaciones, le pagan 1,3 millones de dólares por cada noche (o sea, se llevará 10.400.000 por estos shows). Sí, Roger Waters debe estar brindando por este récord, y por los argentinos, tan fieles a sus ladrillos en la pared.
Pero además, hay noches de estos próximos tres meses en los que uno puede elegir entre tres shows distintos para ir a ver (el 18, por ejemplo, se presentan los Red Hot Chili Peppers, Mondo Cane y, juntos, Judas Priest y Whitesnake). Eso sí, para ver a cualquiera de ellos hay que tener al menos 250 pesos en la mano. O una tarjeta de crédito, principal protagonista de este negocio.
¿Cómo se explica tanta demanda y oferta de shows?
El fenómeno tiene varias razones:
1) Los artistas salen de gira porque, después de la fuerte caída de la venta de discos, no les quedó más remedio que recaudar dinero con los shows. Eso lo inauguró Madonna en el 2007 cuando firmó contrato con Live Nation, la productora de sus discos, giras, productos de marketing, películas y otros proyectos. No le fue nada mal. Ese año, recaudó 408 millones de dólares por su gira mundial y se anotó un récord. La reina del pop puso el ejemplo. Y ahora todos salen a buscar ese pedazo de la torta. Y a montar shows cada vez más impresionantes que generen la suficiente expectativa como para que los fanáticos estén dispuestos a pagar hasta 800 o 2100 pesos por un show.
2) Efecto Brasil. Los principales productores de los shows internacionales en el país, Fenix Pop Art Music y la brasileña T4F (Time for Fun) coinciden en algunos aspectos para explicar semejante movida en la Argentina.
Por un lado, termina la temporada de festivales en Europa y los músicos quedan entonces libres para venir a América del Sur. Y por otro, esta región ofrece dos grandes destinos, en cuanto a público: Brasil y Argentina. María Peluffo, especialista en prensa, marketing y comunicación: "La llegada de varias de las bandas tiene que ver con una cuestión económica. Al comenzar las crisis en Estados Unidos y en Europa, las bandas empiezan a girar. Por eso van a Latinoamérica. Así se generan también grandes festivales, como el Rock in Río. Esto hace que siendo productora traigas a una banda a menor costo de Brasil a la Argentina".
3) Cierta estabilidad económica en el país y el uso de la tarjeta de crédito. Explica Peluffo: "Más que el crecimiento de Latinoamérica lo que influye es la no activación económica de los demás países. A su vez, se utilizan muchísimo las tarjetas de crédito. El 80% de las entradas que se venden para los shows en el país se saca con tarjetas de crédito y en cuotas. Sobre todo las bandas caras en estadios, y en los campos vip".
Vale la pena aclarar que las zonas vip en los estadios no son muy significativas: disponen de pocos lugares. Y responden no sólo a un pedido de los artistas, en algunos casos, sino sobre todo a una nueva modalidad para convertir en exclusivo algo que antes era masivo (el campo). Cómo ejemplo, basta ver la propuesta de Britney Spears, que ofrece el pack Meet and Greet por verla unos segundos –no más que eso– antes del show previo pago de 4.250 pesos.
Matías Loizaga, director de Pop Art, explicó a "Clarín", cómo se establecen los precios de las entradas: "En promedio, el valor de los shows en Buenos Aires es similar a los de los países de la región y, en algunos casos, más barato (que en Chile, por ejemplo). El precio del ticket es el resultado de muchas variables que se conjugan para llegar a un precio final, pero la que más incide es, el valor de contratación de los artistas, quienes en este contexto de crisis y contracción en Estados Unidos y Europa buscan recuperar lo que dejan de ganar allí con la creciente venta de shows en Sudamérica".
fuente

No hay comentarios:

Publicar un comentario