www.arielbuttini.com.ar

martes, 6 de noviembre de 2012

No Doubt pide disculpas a las comunidades indígenas indias por su último videoclip

A la comunidad de nativos americanos no les ha sentado nada bien el último videoclip de la banda de pop No Doubt, Looking Hot, que se basa en el Lejano Oeste.
En este, Gwen Stefani aparece vestida de flamante princesa india rubia mientras sus compañeros de banda interpretan a un indígena encarcelado, a un sheriff con sombrero de cowboy y muy malas pulgas y a otro vaquero no mejor que el anterior. El final del vídeo concluye con la huida de Stefani y el bajista Tony Kanal (los nativos) de los rifles de sus colegas.
Como banda multirracial, nuestra fundación se basa en la diversidad. Pese a este final, las imágenes han sido muy criticadas por varios usuarios en las redes sociales a causa del uso que la formación hace de la imaginería tribal. Las protestas han motivado que No Doubt haya eliminado de su página de YouTube el vídeo online.
Asimismo, el grupo ha emitido una disculpa formal, diciendo que su intención no era "ofender, herir o trivializar" su cultura o su historia.
La banda del sur de California, compuesta además por Stefani y Kanal, por el guitarrista Tom Dumont y el baterista Adrian Young, ha asegurado que como "banda multirracial" su fundación "se basa en la diversidad y la consideración para otras culturas": "Nuestra intención con nuestro nuevo video nunca fue de ofender, herir o trivializar los nativos americanos, su cultura o de su historia", dijo el grupo, "el ser perjudicial para cualquier persona simplemente no es cómo somos."
"Aunque hemos consultado con amigos nativos americanos y nativos expertos en Estudios Americanos de la Universidad de California, ahora nos damos cuenta de que hemos ofendido a la gente... Le pedimos sinceras disculpas a la comunidad indígena y a cualquiera que se haya sentido ofendido por este video", dijeron.
El vídeo fue ideado por Melina Matoukas, célebre por su trabajo para artistas de la talla de Beyoncé o Rihanna.
Looking Hot es el segundo single del último álbum de No Doubt Push and Shove, su primer álbum de estudio desde hace una década. La banda inicialmente saltó a la fama en la década de 1990 en la nueva ola de ska-punk y cruzó hacia el pop con éxitos como Don't Speak y Just A Girl.
fuente

No hay comentarios:

Publicar un comentario